Facts, not fiction
Calendar
We run various sites in defense of human rights and need support to pay for more powerful servers. Thank you.
Translate
EnglishFrenchGermanItalianPortugueseRussianSpanish
Archives

‘Que sea lo que Dios quiera, ya no aguantamos más’
JUAN ARTURO GÓMEZ TOBÓN | La Habana | 10 de Agosto de 2016 – 17:11 CEST.

Las miradas se cruzaron, la decisión fue espontanea. Uno detrás del
otro, en silencio, cogieron el sendero que conduce al paso fronterizo
entre Sapzurro-Colombia y La Miel-Panamá.

Lentamente subieron las empinadas escalinatas. Al llegar a la cúspide de
la montaña, los más de 100 cubanos se sentaron en actitud sumisa ante
los soldados de la Guardia de Panamá y llevaron sus manos a la cabeza.

En la tarde del 9 de agosto desembarcó en Sapzurro un grupo de 266
cubanos de los que se encontraban en Turbo. Los isleños fueron recibidos
de forma generosa por los 570 habitantes del pequeño puerto de
pescadores. Pero en horas de la tarde el temor se apoderó de ellos. En
sus cabezas daba vueltas las últimas noticias, donde se habla de seis
cadáveres de migrantes en la temida “Loma de la Muerte”, último paso de
la ruta de seis días para cruzar la frontera con Panamá.

Una luz abre la esperanza

El anuncio del presidente panameño Juan Carlos —”Panamá no va a
permitir que nadie que ya ha cruzado hacia nuestro país muera en nuestra
tierra”— le devolvió las esperanzas a los cerca de 3.000 cubanos varados
desde el 9 de mayo de 2016, fecha en la cual se implementó la “Operación
Escudo” para frenar el paso de indocumentados a lo largo de 266
kilómetros de frontera con Colombia.

Aunque Varela reiteró que esta continuará cerrada para migrantes
irregulares, dijo que a quienes ingresen en territorio panameño “se les
dará asistencia humanitaria para que sigan su ruta”.

DIARIO DE CUBA logró comunicar en el apartado poblado de Sapzurro con
Juana Torres, una abuela de 56 años, integrante del grupo que aún
continuaba allí.

“Los que cruzaron el cerro y lograron llegar a La Miel dijeron que
estaban bajo custodia de los guardas de Panamá, que los han tratado
bien, pero no sabemos si los van a deportar. Con ellos perdimos la
comunicación”, dijo Torres.

“Acá quedamos alrededor de 140 cubanos, entre los cuales hay 40 niños,
ya hemos tomado la decisión de hacer lo mismo a la salida del sol
mañana. Que se lo que Dios quiera, ya no aguantamos más”.

Source: ‘Que sea lo que Dios quiera, ya no aguantamos más’ | Diario de
Cuba – www.diariodecuba.com/cuba/1470841864_24505.html

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *